lunes, 6 de junio de 2016

¡¡El Concurso, illo!!

Esta asociación, al igual que toda la comunidad docente andaluza, no lo dude nadie, esta alarmada por el difícilmente superable grado de impericia con que organizaciones sindicales y Consejería de Educación andaluzas vienen gestionando una solución que haga posible el compromiso adquirido de hacer realidad la conciliación personal, familiar y laboral de todos los docentes definitivos andaluces a partir del próximo curso.

Sin embargo, si apartamos la atención por un momento del incalificable marasmo del "concursillo" andaluz, veremos echársenos encima un nuevo concurso de traslados de ámbito nacional para el que el MECD mantiene plenamente vigente el Real Decreto del ultraje a los funcionarios de carrera que alguna vez fueron interinos.

Un grupo de docentes afectados por la nueva humillación que se barrunta, indignados por la renovada afrenta, se ha puesto manos a la obra. Otro Concurso Es Posible saluda a la recién constituida Plataforma de Docentes por la Baremación de la Interinidad que ya se ha hecho un hueco en la prensa nacional, como podéis leer en Europa Press, en Gente Digital, o en El Economista con mayor detalle.

Como con todo el rigor se dice en la descripción de la Plataforma en el grupo en Facebook ─donde ya empiezan a admitirse adhesiones─, «la indistinta valoración de los años de servicio como funcionario interino y de carrera a los docentes de la Educación pública no universitaria española en nuestros concursos de traslados, a efecto de antigüedad en el Cuerpo, es de obligado acatamiento, desde la entrada en vigor de la Directiva 1999/70/CE, en razón del principio de cooperación leal con las instituciones europeas. Les ha dado igual. Pero, desde julio de 2015, con la reforma de la Ley Orgánica del Poder Judicial, el tratamiento igualitario es IMPERATIVO LEGAL. No consentiremos un solo concurso de traslados más en el que se ignore nuestro trabajo como funcionarios interinos. PARALIZAREMOS la próxima convocatoria nacional si viene convertida en renovada AFRENTA PÚBLICA y DISCRIMINA, una vez más, a quienes fuimos funcionarios interinos. Este grupo de Facebook aglutina a todo docente español interesado en hacer de nuestra demanda una realidad en el próximo concurso de traslados 2016-2017 de ámbito nacional».

Nos felicitamos por este nuevo movimiento de base y deseamos a esta Plataforma Nacional un fructífero recorrido en su firme propósito de hacer justicia apuntando al MECD y al discrimitario baremo de su Real Decreto 1364/2010.

En cuanto al concursillo andaluz, no obstante lo anterior, manifestamos nuestra más contundente reprobación a los actores y al accidentado proceso que ha desembocado en el extemporáneo, torpe y vergonzoso reconocimiento de que toda la negociación de la mesa sectorial no fue más que un permanente brindis al sol que ha hecho zozobrar las enormes expectativas generadas a tantas y tantos compañeros en tan penosas circunstancias; unas expectativas legítimas e irrenunciables por estar fundadas en la ya clara conciencia de los derechos estatutarios y constitucionales que nos asisten y en el hecho de que, por fin, tras cinco años de lucha, sindicatos y Administración habían asumido la necesidad de romper con la indolencia e inmovilismo de siempre. Pero miren ustedes para qué.

A falta de la necesaria seriedad por parte de quienes nos representan y administran, haremos nosotros alarde de responsabilidad silenciando la faena. Esperemos que sean capaces de rematar al astado, después de varios pinchazos, ya sea al descabello o de aburrimiento. Ahora ya sabemos el porqué de la eterna falta de mejoras en la gestión del profesorado andaluz. No es que no quieran; es que les cuesta. Probablemente, a estas alturas, les huelgue el consejo pero, como quiera que se tiene por permitido todo lo que la ley no niega expresamente, damos por buena la solución que CCOO ha propuesto de volver a las condiciones del acuerdo anterior, dada la exacta redacción del dichoso apartado 2 del artículo 16 de la LEA y de los demás apartados de ese mismo artículo.

Insistimos, no obstante, que si bien la inclusión de los funcionarios de carrera definitivos en la colocación de efectivos provisionales viene a dar solución a quienes ya se ha condenado a un largo ostracismo en un absurdo y falso destino definitivo, otorgando así cierta racionalidad a la gestión del profesorado, esta medida no tiene que ver con la conciliación ni personal ni familiar. Es ahora, precisamente, cuando los colectivos que empeoran su situación en la colocación de efectivos deben gozar de medidas que den eficaz solución a sus derechos conciliatorios, muy especialmente en lo tocante a la familia. Cerramos la entrada del blog haciendo una merecida mención a la flamante política de gestión de personal de la Comunidad de Valencia, donde se ha librado una ingente cantidad de vacantes al concurso de traslados, lo que redundará en la estabilidad de las plantillas. Bien podría asumir este modelo la Consejería andaluza, junto con los ya muy sabidos ejemplos de Castilla La Mancha y Castilla y León, que siempre hemos postulado, en cuanto a la libre elección de provincia(s) para primer destino definitivo. Efectivamente, otro concurso de traslados es más que posible.



Otro Concurso Es Posible (Carthago delenda est)